Tuesday, April 26, 2011

That mild sensation

I love that mild sensation of alcoholic dizziness that makes me feel a bit more conscious. That sensation that amplifies the feelings of greatness and happiness. That effect that magnifies the deepest personal meaning of a song, that enforces the sensory input of a marvelous event, an enjoyable company, a sequence of movements or words. That furtive glance that only two persons understand. That unsettling feeling that something can be done had you desire to pursue the cause of your will.

I love that slight altered sensation of normal reality perception that makes you fly above all ideas. The contentment that comes from seeing the crowd below your higher ground in all standard places. Unique sites that reveal a not-seen-before look of what you are and where you are.

Sounds, images and combinations of distilled information flowing inside a maze of processing algorithms cells, connected and organized by the ancestral code of the four molecules, of which we have been just mere carriers. What is that if not a wondrous construction of nature itself? As Hitchens says, how is that compared to a burning bush? It lacks all imagination and all creativity by orders of magnitude, and all originality for the last is the creation of mediocre minds and the former is the expression of Nature itself; sublime and unconstrained to the narrowness of human prejudices.

Life is far more exiting than the average smart ass pretends to tell us. From the time of enlightening of the senses, the existence and thought; let no one tell how to feel, what to think and what to do. Freedom of thought shall never be shackled by that narrowness of mind of the vast majority of lazy deluded, that cling to the established norms, without wondering what they are up to.

I whish freedom of thought, action and feelings stay with us for as long as we dwell on Earth, and let us enjoy what Nature has evolved for millions of years: our brain and all what it means to be human; the inner sufferings, the joyful achievements, the sweet conquests. The agonizing pains and redeeming consequences of love. All what entitles to be human without restriction, without bonds. That is all we have and all we will ever be.

Tuesday, April 19, 2011

Confesiones de un ex cristriano

Recurriendo de nuevo a esta libreta de apuntes virtual, este video es una crítica de todas las mayores afirmaciones del cristianismo y cómo son reducidas a la nada al contrastarlas con la ciencia.



Me gusta cuando dice: "Me enojaba cuando decían que los humanos evolucionaban, pero no tenía problema cuando me enseñaron que fuimos creados de barro." Es una idea que suena bien al calor del fervor de la creencia ciega.

Otro buen punto es cuando menciona que suena ridículo que otras religiones tengan varios dioses e interactúen con humanos. Pero en el cristianismo nadie tiene problemas con tener padre, hijo y espíritu santo, tres personas que son una sola. Y que éste último embarazó a una virgen de donde salió el dios hijo. ¿Qué diferencia hay entre eso y los dioses griegos del Olimpo? De nuevo, solo en el calorcito de la fe ciega uno puede favorecer un disparate y no el otro.

La época de semana santa es especial. Es como una dramatización de la edad media en donde la gente se desnuda de la razón para entregarse a esos básicos instintos que buscan la salida fácil a los problemas difíciles, el consuelo falso y las promesas vacías de salvación. La ciudad se convierte en un museo viviente, que muestra las debilidades y los deseos más añorados de una especie de mamíferos que distan media cromosoma del chimpancé. A la luz de esa leve diferencia evolutiva, es natural que la semana santa sea una época especial.

Monday, April 18, 2011

Un océano de belleza

Muy oportuno para estos "días santos". Exactamente así --como el cuate de sombrero rojo-- me siento cuando veo que la mayoría todavía cree en lo sobrenatural, en demonios, en dioses y demás ilusiones (vía Abstruse Goose).

Click para agrandar.

Es un poco triste que a pesar de vivir en una época única, haya gente que se aferre a ideas tan inocentes y anticuadas como las creencias religiosas. Vivimos en una era en donde ya no es necesario temerle al trueno ni a la malaria, una era en donde los telescopios nos abren los ojos a las maravillas del universo y la tecnología nos da de comer, nos viste y nos entretiene. Todo esto ha sido gracias a la curiosidad de unos cuantos que se detuvieron a pensar, maravillados por la belleza de la naturaleza y trataron de entender y de ver más allá de lo que nuestros sentidos nos muestran.

Comparada con la hazaña humana que ha sido el entendimiento de la naturaleza que nos rodea, la religión y sus dogmas no son más que una pálida y tenue candela que alumbró a la humanidad en la oscuridad de sus orígenes. Sin embargo ahora tenemos un mejor instrumento. Afinado y mejorado durante siglos, el conocimiento científico nos alumbra cientos de veces mejor que esa candela.

El niño tiene miedo de soltar la mano del padre cuando está aprendiendo a caminar solo. Pero el niño deberá recorrer su propio camino. Por sus propios medios eventualmente suelta la mano de su padre y supera esa primera etapa.

Thursday, April 7, 2011

Ignorantes de capirote

No hay nada peor que la gente que habla de lo que no sabe. Como el caso de los religiosos que hablan de la teoría sobre el inicio del universo, el Big Bang. El baturrillo que encontré en este post (vía openfecks) contiene despliegues descarados de ignorancia como este:


En resumen, la teoría del Big Bang es la creencia sin fundamento científico de que hace millones de años, nadie sabe cómo, una ínfima partícula explotó (sin razón aparente) y de allí surgió toda la materia, energía y la vida. Honestamente, si lo piensas un poco, no tiene sentido: Una explosión destruye, nunca crea orden. Hasta un niño lo sabe, ¡haz la prueba!

En primer lugar, es tan fácil superar la ignorancia. La Wikipedia tiene una excelente entrada sobre el Big Bang.

En segundo lugar, para decir que algo no tiene fundamento científico, primero hay que entender y analizar la evidencia a favor y en contra. El Big Bang es la teoría más completa que explica todas las observaciones que se han hecho. Es decir, hay montañas de evidencia que sostienen su validez.

Y en tercer lugar, cuando uno comunica ideas científicas en lenguaje ordinario, uno corre el riesgo de que la verdadera idea sea mal interpretada. En este caso el Big Bang o gran explosión, es absolutamente diferente a una explosión de dinamita. Para entender los detalles del big bang es necesario estudiar física y cosmología. El que no sepa de estas cosas no está calificado para criticar ni mucho menos descartar una teoría científica.

El post de ese blog religioso se sintetiza así: "el big bang explica el origen del universo, pero para mi no tiene sentido y tampoco lo entiendo, por lo tanto es falso."

La gente que escribe esas cosas son ignorantes de capirote. Se paran detrás del escaparate tecnológico de su blog con una etiqueta que dice "ignorante" sobre la frente, la cual despliegan con todo orgullo y honor.

Wednesday, April 6, 2011

Martin Rees ganó el premio Templeton

Martin Rees ha perdido parte de mi respeto al hacerse merecedor del Templeton prize (vía Why Evolution Is True). La descripción del premio es la siguiente:


The Templeton Prize honors a living person who has made an exceptional contribution to affirming life’s spiritual dimension, whether through insight, discovery, or practical works. Established in 1972 by the late Sir John Templeton, the Prize aims, in his words, to identify “entrepreneurs of the spirit”—outstanding individuals who have devoted their talents to expanding our vision of human purpose and ultimate reality. The Prize celebrates no particular faith tradition or notion of God, but rather the quest for progress in humanity’s efforts to comprehend the many and diverse manifestations of the Divine.

En pocas palabras, el premio es dado a científicos que dicen cosas bonitas sobre la religión. Lo que es más, el monto del premio es un millón de libras, que bien empaquetan una considerable dosis de tentación para cualquier acomodacionista que se preste al juego.

Otra versión de la apuesta de Pascal

Facebook es una mierda cuando se trata de buscar cosas que uno ha compartido en el muro. Así que por esa razón, mejor guardo este link aquí. Es la versión cómica de la vergonzosa, inocente y mediocre posición enunciada en la famosa apuesta de Pascal. En pocas palabras dice así: es mejor creer en dios que no creer. Si tal dios no existe, nada se pierde con creer; pero si en verdad existe, uno se va al infierno por no creer. Ergo, es mejor creer---por si las dudas---.


Que idea tan patética.

Sunday, April 3, 2011

Notes from "Letters to a Young Contrarian", Letter XV

Letter XV


We still inhabit the prehistory of our race, and have not caught up with the immense discoveries about our own nature and about the nature of the universe. The unspooling of the skein of the genome has effectively abolished racism and creationism, and the amazing findings of Hubble and Hawking have allowed us to guess at the origins of the cosmos. But how much more addictive is the familiar old garbage about tribe and nation and faith.

There's an old argument about whether full bellies or empty bellies lead to contentment or revolt: it's an argument not worth having. The crucial organ is the mind, not the gut.

Letter XVI

Humor is easily enough definable as a weapon of criticism and subversion, but it is very often a mere comfort or survival technique.

A rule of thumb with humor; if you worry that you might be going too far, you have already not gone far enough. If everybody laughs, you have failed.